Rafael Martos, tecnología para gestionar gimnasios de medio mundo

Apasionado del  deporte, Rafael Martos montó su propio gimnasio y fue en su gestión diaria cuando se dio cuenta de la falta de atención personalizada a sus clientes. La búsqueda infructífera de una solución tecnológica que lo ayudara en su misión, le llevó a crear en 2011, junto a un amigo programador informático, la herramienta Trainingym. Una aplicación presente hoy en día en más de 800 gimnasios de más de 10 países y con más de 5 millones de usuarios.  Esta herramienta se encarga de facilitar la gestión técnica de centros deportivos y de generar entrenamientos personalizados a sus usuarios, que siguen las pautas de la Escuela Americana de Medicina Deportiva. El objetivo es continuar trabajando para que las personas disfruten de una vida más saludable.

Apasionado del deporte, Rafael Martos montó su propio gimnasio y fue en su gestión diaria cuando se dio cuenta de la falta de atención personalizada a sus clientes. La búsqueda infructífera de una solución tecnológica que lo ayudara en su misión, le llevó a crear en 2011, junto a un amigo programador informático, la herramienta Trainingym. Una aplicación presente hoy en día en más de 800 gimnasios de más de 10 países y con más de 5 millones de usuarios. Esta herramienta se encarga de facilitar la gestión técnica de centros deportivos y de generar entrenamientos personalizados a sus usuarios, que siguen las pautas de la Escuela Americana de Medicina Deportiva. El objetivo es continuar trabajando para que las personas disfruten de una vida más saludable.

Continuar leyendo


Una máquina para entrenar al pádel cuando no tienes acompañante

Antonio Jiménez es profesor en un instituto de Lora del Río, en Sevilla, y también un amante del pádel. Cansado de no tener siempre con quién disfrutar de su deporte favorito inventó su propia máquina para entrenar al pádel. Así nació hace poco más de un año Pádel Boing, una malla reboteadora y una aplicación móvil a disposición del jugador. La idea ya está en el mercado y desde noviembre de 2016 se comercializa en tiendas especializadas.

Antonio Jiménez es profesor en un instituto de Lora del Río, en Sevilla, y también un amante del pádel. Cansado de no tener siempre con quién disfrutar de su deporte favorito inventó su propia máquina para entrenar al pádel. Así nació hace poco más de un año Pádel Boing, una malla reboteadora y una aplicación móvil a disposición del jugador. La idea ya está en el mercado y desde noviembre de 2016 se comercializa en tiendas especializadas.

Continuar leyendo


Bicicletas personalizadas para mejorar el rendimiento y evitar lesiones

Investigadores del departamento de Educación Física y Deportiva de la Universidad de Granada han diseñado un modelo que permite fabricar bicicletas personalizadas a cada usuario, con el objetivo de mejorar su rendimiento deportivo y evitar lesiones. Un método pensado para ciclistas profesionales y también amateurs que adapta la herramienta a la persona.

Investigadores del departamento de Educación Física y Deportiva de la Universidad de Granada han diseñado un modelo que permite fabricar bicicletas personalizadas a cada usuario, con el objetivo de mejorar su rendimiento deportivo y evitar lesiones. Un método pensado para ciclistas profesionales y también amateurs que adapta la herramienta a la persona.

Continuar leyendo


La natación como aliada de la integración total frente a la discapacidad

La natación como aliada de la integración total frente a la discapacidad

Natación para fomentar la integración. El joven sevillano Juan José Polo, estudiante de INEF y amante de la natación, quería conseguir que personas con y sin discapacidad entrenaran juntas para competir al mismo nivel. Y así nació el Club Deportivo Al-Andalus Sevilla, un sueño que es una realidad desde el 2015 y que ya cosecha éxitos en forma de medallas. No hay barreras en este club que abre las puertas a la integración.

Continuar leyendo


Baloncodo, un deporte inclusivo con referencias a la cultura andaluza

Un joven profesor malagueño ha creado un nuevo deporte. Se llama baloncodo, y es un deporte mixto, inclusivo y educativo. Golpeando el balón con el codo cada equipo tiene que conseguir que este dé tres botes en el campo contrario para obtener un punto. El baloncodo se juega en equipos de cuatro jugadores, dos niños y dos niñas, y su terminología hace referencia a elementos de la cultura andaluza.

Un joven profesor malagueño ha creado un nuevo deporte. Se llama baloncodo, y es un deporte mixto, inclusivo y educativo. Se juega en equipos de cuatro jugadores, dos niños y dos niñas, y su terminología hace referencia a elementos de la cultura andaluza. Golpeando el balón con el codo cada equipo tiene que conseguir que este dé tres botes en el campo contrario para obtener un punto.

Continuar leyendo